Prohíben desembarque de 800 cruceristas en Islas Malvinas

Redacción – Dimensión

El capitán del crucero Norwegian Star, operado por Norwegian Cruise Line, se vio envuelto en una controversia tras prohibir el desembarque de 800 pasajeros argentinos en las Islas Malvinas.

Una tripulante indicó que los turistas habían hecho “260 cruces” para honrar a los soldados fallecidos durante la guerra con Gran Bretaña de 1982, pero el capitán prohibió el desembarco debido a la situación climática que se había presentado.

Bajo ese contexto, Gustavo Melella, gobernador de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur, repudió el incidente ocurrido el 1 de febrero indicando que los pasajeros iban a desembarcar para visitar el Cementerio de Darwin y homenajear a los caídos en dicha conmemoración.

Cabe mencionar que el hecho fue revelado días atrás por la abogada Elizabeth Márquez, presidente de la Asociación Civil Conciencia en Unión Vida y Verdad, quien iba a bordo de la nave e hizo público lo ocurrido por medio de una carta abierta enviada a la prensa.

En ese sentido, Márquez contó que el contingente de argentinos había confeccionado 260 cruces para “honrar a los hijos de esta tierra caídos” durante el conflicto bélico y señaló como responsable al capitán del crucero, Luigi Gentile, quien prohibió el desembarco aludiendo cuestiones climáticas mientras “otros dos barcos” permitieron el descenso de pasajeros.

El día anterior el capitán comunicó por altoparlantes que había decidido cancelar la parada prevista en Malvinas debido a que las condiciones climáticas no serían favorables para el desembarco.

“El comunicado generó convulsión dado que no comprendíamos como era esto posible. Comenzaron los reclamos, solicitudes de explicaciones y se cantó el himno en lo que sería el atrio del barco, corazón del mismo y espacio que es paso casi obligatorio permanente”, añadió Márquez.

La abogada también expresó que, en esa circunstancia, el capitán Gentile “cambió la explicación”, al sostener que si bien el clima no estaba mal por la mañana, “podía empeorar por la tarde” y agregó como argumento que “habían desembarcado los pasajeros de otros dos cruceros” y que la logística del puerto tornaba imposible el traslado a tierra de tanta gente en las lanchas disponibles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: